El langostino jumbo: qué es y cómo se come


El langostino jumbo (Penaeus monodon) o langostino tigre gigante es el langostino más grande que existe. Aunque su consumo en España no está muy extendido, es un ingrediente habitual en la cocina japonesa debido a su sabor especial —más dulce que el del resto de langostinos— sobre todo cuando se toma crudo en sushi o sashimi.

Te mostramos algunas claves sobre él:

Cómo es

El langostino jumbo tiene bandas transversales en su cuerpo —no todos los langostinos las tienen—, alcanza los 36 cm de longitud y puede llegar a los 650 gramos de peso. Su hábitat natural es el Pacífico-Índico, encontrándose mayoritariamente en aguas mozambiqueñas.

El langostino jumbo: qué es y cómo se come explicado en un post de Experiencia Kirei

Pescanova tiene en aguas de Mozambique una flota de 26 tangoneros. El langostino jumbo se captura entre marzo y octubre a una profundidad de entre 10 y  30 m en la plataforma de Mozambique, respetando las vedas y demás requisitos de sostenibilidad que marcan las autoridades mozambiqueñas.

Cómo se come el langostino jumbo

El langostino jumbo se caracteriza por tener un sabor dulce que lo diferencia de los demás, haciéndolo especial. Se puede tomar cocinado de diferentes formas:

  1. Langostino jumbo a la plancha: se pelan (la cabeza no) y se cocinan con un poco de aceite de oliva virgen durante un minuto y 30 segundos por cada lado. También se pueden cocinar abiertos en forma de mariposa.
  2. Langostino jumbo al horno: se colocan en una bandeja con un poquito ajo y de aceite y se cocinan durante al menos 10 minutos a 200ºC. Es bueno darles la vuelta a mitad de cocción para que se cocinen de forma uniforme. Por su gran tamaño, también se suele cocinar abierto en mariposa.
  3. Langostino jumbo cocido aunque no les forma más habitual, se pueden cocinar poniendo 5 litros de agua salada por cada kilo de langostinos, echando los langostinos cuando el agua empieza a hervir y sacándolos pasados dos minutos. Eso sí, se recomienda retirar antes el intestino del langostino, situado en la parte posterior a lo largo del cefalotórax y con apariencia de vena negra, ya que suele contener bastante arena.

    De todas formas, la mejor forma de disfrutar del langostino jumbo es tomarlo crudo —ya sea en sushi o sashimi— o  semi-cocinado y marinado con cítricos en sabrosos ceviches y tartares.


    El usuzukuri de langostino jumbo

    Otra forma de degustar el langostino jumbo es probar el usuzuri de langostino jumbo que elaboramos en las cocinas de Experiencia Kirei. Nuestro plato consiste en un sashimi de langostino con un corte más fino de lo habitual de forma que las láminas de langostino parecen casi transparentes.

    usuzuri de langostino jumbo experiencia Kirei

    Además, nuestro usuzukuri de langostino jumbo se adereza con salsa de soja, salsa tentsuyu —hecha a partir de sopa dashi, un caldo hecho normalmente a partir de alga kombu seca que sirve de base para numerosas elaboraciones japonesas— y el propio jugo del langostino jumbo, lo que potencia el sabor del plato. A continuación se le da un último toque de sabor con un chorrito de aceite de oliva. Por último, podemos elegir un vino blanco o espumoso para acompañar el plato ¡y a disfrutar!

     


    Dejar un comentario


    Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados